COVA DE L'OR Lugar de habitación y santuario del Neolítico



La Cova de l´Or es uno de los yacimientos arqueológicos del Neolítico más importantes de la Península Ibérica. Por una parte esto es debido a la mucha información ha dado sobre este periodo gracias a la gran cantidad de material que se ha encontrado en las campañas de excavaciones arqueológicas. De hecho, podemos decir que de aquí procede la mejor colección de cerámica neolítica encontrada en la Comunidad Valenciana.

Al final de este artículo tienes el track con la ruta a la cueva.

Mucha de la cerámica encontrada en la cueva estaba decorada con motivos que han permitido elaborar fundadas teorías sobre la cronología neolítica del arte Macroesquemático, estilo de arte rupestre que tiene sus principales manifestaciones en las montañas de la provincia de Alicante.

El estudio de los cereales carbonizados que también se encontraron en la cavidad han permitido saber que el Neolítico en estas tierras, esto es, la economía agrícola y ganadera que fue sustituyendo a los cazadores recolectores del Paleolítico, procedía de la zona oriental del Mediterráneo.

Todo esto hace que la Cova de l'Or sea un yacimiento arqueológico clave en los estudios de Neolítico del Mediterráneo occidental.

La Cova de l´Or se encuentra en la ladera sur de la sierra de Benicadell, en el municipio de Beniarrés. Además de lugar de habitación, fue un santuario, un lugar de reunión y de celebración de rituales en el Neolítico. De hecho se encontraron varias decenas de cucharas de hueso, lo que lleva a pensar en realización de banquetes comunitarios en celebraciones sociales o religiosas.

Dos de las cucharas de hueso encontradas en la Cova de l'Or

También en hueso aparecieron unos tubitos que quizá fueron usados a modo de flautas en esos rituales.

El valor arqueológico de la cueva fue descubierto en 1933 por R. Pardo. Posteriormente se han realizado varias excavaciones arqueológicas dirigidas por Vicente Pascual y Bernat Martí.

El periodo de ocupación principal de la cueva corresponde al Neolítico Antiguo (5600-4900 a.C.).

Durante mucho tiempo la Cova de l´Or estuvo tapiada para protegerla de expolios y era imposible visitarla. Afortunadamente el ayuntamiento de Beniarrés y el MARQ han emprendido una actuación de recuperación y puesta en valor del patrimonio digna de elogio.

Interior de la Cova de l'Or

La cueva se encuentra en un paraje agreste y de no fácil acceso, a 650 metros de altura. Ahora se ha señalado y adecentado el camino de acceso y, tras un recorrido de algo más de un kilómetro desde donde se puede dejar el coche, se llega al yacimiento arqueológico.

Inicio del sendero a ca Cova de l'Or

Antes de subir a la cueva recomiendo visitar el centro de interpretación de la Cova de l´Or en Beniarrés. Allí tenemos reproducciones y alguna pieza original de los hallazgos encontrados en las excavaciones arqueológicas. También recomiendo dedicar unos minutos al interesante audiovisual que nos habla de la historia de la cueva y de su importancia dentro de la arqueología.

Cartel el Centro de Interpretación del yacimiento arqueológico en Beniarrés

Se ha sustituido el antiguo y feo tapiado de la boca de entrada de la cueva por una reja que, permite ver buena parte del interior de la cueva aunque el yacimiento esté cerrado. Además se han instalado paneles informativos que nos permiten conocer más detalles sobre la importancia de la Cova de l´Or.

Además, a partir de septiembre de 2021, los fines de semana se hacen visitas guiadas, pudiéndonos adentrar en el interior de la cueva prehistórica. Yo fui en las jornadas de puertas abiertas de junio. Las guías Elia y Aitana fueron muy amables y profesionales. Fue un placer hacer la visita con ellas.

En la visita recorremos la pasarela que se ha instalado y que permite ver todo el interior de la cueva. La iluminación se ha conseguido gracias a la instalación de paneles solares en el exterior. El recorrido es corto, ya que la cueva solo tienen unas decenas de metros de profundidad. Se han colocado figuras humanas de tamaño natural que simulan a esas gentes prehistóricas que hicieron de la Cova de l´Or su hogar y su santuario.

Los "habitantes" de la Cova de l'Or

Acabaremos la visita disfrutando de las increíbles panorámicas que se tienen desde la cueva del valle del Río Serpis. Se ha instalado también un panel de orientación para que podamos identificar los pueblos y montañas que se divisan desde aquí.

Mirador de la Cova de l'Or. Al fondo el Pico de Benicadell

De la panorámica destaca el pico de la Sierra Benicadell. Quizá tuvo que ver en los rituales sagrados celebrados en la cueva. Días antes de llegar el invierno el sol se pone sobre el pico y, en el solsticio e invierno, lo hace en la ladera izquierda del mismo. A partir de ese día el sol, en su ocaso, vuelve en su recorrer la impresionante pirámide pétrea en sentido contrario.

Los materiales encontrados en la Cova de l'Or están expuestos en el MARQ (Museo Arqueológico de Alicante), en el Museo de Prehistoria de Valencia y en el Museo Arqueológico Municipal de Alcoi.

Gran cerámica de la Cova de l'Or

Para llegar a la cueva hay que tomar la carretera que desde Beniarrés lleva a Salem. A 1,8 kilómetros del pueblo hay que desviarse a la derecha por una pista asfaltada. Por esta pista recorreremos otros 2 kilómetros y aparcaremos el coche. Allí, un cartel nos indica que tendremos que andar 1,4 kilómetros con un desnivel de 157 metros (unos 25 minutos) para llegar a la Cova de l'Or.

Conviene antes de ir, informarse en el Ayuntamiento de Beniarrés o en el MARQ los días y horarios de las visitas guiadas. 

Sin duda la visita merece la pena. La Cova de l' Or es un yacimiento único, de gran importancia para comprender como se establecieron los primeros agricultores y ganaderos en la Península Ibérica. Además la caminata es un paseo por un paisaje hermoso y con unas vistas espectaculares.  En este enlace te dejo el track de la caminata desde el aparcamiento hasta la misma cueva. 

- Ruta a la Cova de l'Or.