.
.

ARCO DE SAN PASCUAL - Ayora - Valencia

Arco de San Pascual - Ayora

El Arco de San Pascual es uno de los hitos arqueológicos más singulares y sorprendentes que me he encontrado en mis andanzas tras los restos el pasado.
Es una curiosa formación pétrea de naturaleza cárstica que se encuentra en el llamado Rincón de San Pascual. El Rincón de San Pascual es un barranco que se abre en la ladera oeste de la Sierra del mugrón. Esta sierra se alza en los límites de las provincias de Valencia y Albacete entre los municipios de Almansa y Alpera.

- Ruta para llegar al Arco de San Pascual en este enlace.

 


El Rincón de San Pascual da nombre al arco natural de piedra del que trata este artículo así como una cueva cercana de la que también vamos a comentar alguna curiosidad. El barranco del Rincón de San Pascual se ensancha en su parte superior creando una especie de anfiteatro natural  entre montes. En el centro de ese espacio se encuentra el Arco de San Pascual. De esta manera, al llegar al Arco de San Pascual se produce un curioso efecto seguramente buscado para los que en la Prehistoria sacralizaron este lugar. La entrada al barranco sería como la puerta de entrada al templo y este anfiteatro natural donde se encuentra la formación rocosa sería el templo mismo que en su centro tendría su ara o altar: el Arco de San Pascual. 

EL RINCON DE SAN PASCUAL

El Arco San Pascual tiene unos 12 metros de altura y está a 980 metros de altura sobre el nivel del mar. La extraña formación parece, según se entra por el barranco, a primera vista, una gigantesca tortuga que hubiera quedado fosilizada para la eternidad. El valor natural de esta auténtica escultura en piedra formada por el capricho de la naturaleza y la erosión del viento se multiplica con el valor histórico y arqueológico que encierra.
En la base del arco, sobre un gran escalón elevado sobre el terreno circundante, encontramos unos misteriosos grabados que dan un alto valor simbólico al Arco de San Pascual.

Arco de San Pascual - Al fondo cerro donde está la Cueva de San Pascual

La composición esta encabezada por una gran cazoleta de tendencia cuadrangular de 68 centímetros de longitud por más de 20 centímetros de profundidad. en la que vierten otras cazoletas más pequeñas.

Grabados del Arco de San Pascual - Ayora

PLANO GRABADOS DEL ARCO DE SAN PASCUAL

Plano de los grabados. Clica en la imagen para ampliar.

Alrededor de la cazoleta se disponen extrañas figuras dispuestas en parejas.  Son figuras antropomorfas que se han interpretado como parejas de hombre y mujer. Se cree que el lugar pudo ser un santuario prehistórico dedicado a la fecundidad. 

Arco de San Pacual - Pareja  Arco San Pascual - grabados prehistóricos

Quién sabe qué ritos se celebraron aquí. Pero lo cierto es que observando estas extrañas figuras y las cazoletas con el arco de piedra sobre nosotros podemos imaginar ritos de emparejamientos o sacrificios rituales para propiciar la fecundidad de los seres humanos, de los animales y de la misma Tierra. Quizás también el vertido de agua sobre las pocetas pretendería atraer por magia simpática la lluvia. Lógicamente esto son sólo hipótesis. Pero lo mágico del Arco de San Pascual es esta capacidad que tiene para que nos planteemos cuestiones sobre la espiritualidad de los hombres del pasado. Por ejemplo: entre las parejas que rodean la gran cazoleta destaca una que se encuentra a un nivel superior. La figura principal alcanza los 60 centímetros de longitud. ¿Podría representar al líder, rey o jefe de la comunidad? ¿Podría ser esta pareja la representación de una pareja mítica primigenia, a modo de nuestros Adán y Eva?

Grabados del Arco de San Pascual - Pareja principal

¿Adán y Eva prehistóricos?

Otra curiosidad es que la oquedad del arco está orientada hacia la salida del barranco, justo en dirección oeste, hacia la puesta de sol. En determinados días del año el sol se pondría por allí y la luz pasaría justo debajo del arco alumbrando de manera mágica los rituales que allí se celebraron. Además, desde justo enfrente del arco y de los grabados, la perspectiva del arco y de la salida del barranco asemeja un ojo.

Arco de San Pascual - orientación hacia el oeste

"Ojo" dirigido hacia el oeste, hacia la puesta de sol


Aunque no es segura la datación cronológica de los grabados del Arco de San Pascual se cree que debieron realizarse entre el Neolítico y la Edad del Hierro. Esto se debe a las similitudes de las figuras con otras del arte rupestre esquemático. Lo más seguro que cazoletas y grabados se realizaran entre el Calcolítico y la Edad del Bronce. Es decir, los grabados del Arco de San Pascual tienen más de 3.000 años de antigüedad. Cabe también la posibilidad de que las cazoletas y las extrañas figuras sean de momentos distintos. La cazoleta, lugar sobre el que gira toda la composición y que seguramente funcionó como altar de libaciones o sacrificios, seguramente fue lo primero que se hizo, y podría ser que las parejas fueran incorporadas posteriormente o incluso que fueran realizadas durante la celebración de determinados rituales.

Arco de San Pascual - Cazoleta principal

 
Muy cerca del Arco de San Pascual, en la peña que tenemos enfrente, hacia la salida del Valle se encuentra la cueva de San Pascual. Es otro lugar que posiblemente tuvo relación con la sacralidad de estos antiguos pobladores. Parece que fue una cueva-santuario en tiempo de los íberos.


Cueva de San Pascual desde el Arco de San Pascual - Ayora

En la soledad del Valle, cuando apenas sopla el viento y el silencio nos rodea subidos a esa peña que parece un animal antiguo, es fácil que en nuestra mente aparezcan extraños personajes: magos, sacerdotisas chamanes, jefes guerreros... Y es que el Arco de San Pascual es uno de esos lugares mágicos que se convierten en una puerta del tiempo. Uno de esos lugares que por un momento nos hacen olvidar el momento en que vivimos y nos trasladan a otros tiempos ancestrales y enigmáticos.

 

El Arco de San Pascual es un monumento único que debe ser respetado y preservado para nuestros descendientes. Pero hay algunos imbéciles y descerebrados que parecen no querer entenderlo. Son los que han hecho graffitis y grabados en la gran roca. Ojalá esos extraños y desconocidos dioses que fueron venerados en este lugar se lo hagan pagar. Y si no es así que sufran la vergüenza de tener unos hijos un poco más cultos que ellos que les recriminen en el futuro su estúpido comportamiento.

En el siguente enlace está la ruta que lleva al arco de San Pascual. Si visitas este mágico lugar déjalo exactamente como estaba, es más, guarda un hueco en tu mochila por si ves alguna lata, botella u otra basura que algún desaprensivo haya dejado. La Naturaleza y la Historia te lo agradecerán.

- Ruta al Arco de San Pascual y al Castellar de Meca.

Para saber más:

MESEGUER SANTAMARÍA, María Soledad "Los grabados y cazoletas del Arco de San Pascual, Ayora (Valencia)". Archivo de Prehistoria levantina. Vol.XX - Valencia - 1.990.

© Julio Asunción
julioasuncion@hotmail.com

Ir a mapa de yacimientos
Ir a índice de rutas

1 comentario:

  1. Gracias, Julio, por todos estos lugares mágicos que nos propones. Tenemos que llevar a los niños a ellos.

    ResponderEliminar